Interim Manager RRHH

¿En qué consiste?

  • Disposición de los servicios de un directivo especializado por tiempo limitado (6 a 24 meses) para superar situaciones adversas o aprovechar las oportunidades del entorno.

Casos de intervención

  • Sustitución temporal de un cargo directivo por:

    • Cese o dimisión.

    • Baja temporal (incapacidad temporal, maternidad, excedencia…)

    • Hasta cobertura de la vacante del directivo titular.

  • Gestión del cambio:

    • Tras compra o fusión de empresas.

    • Por integración de diferentes culturas empresariales.

    • Por creación o reestructuración del departamento.

Factores de éxito del Interim Manager

  • Inmediatez en la aportación de soluciones.

  • Retorno de la inversión, aportando servicio y resultados contrastados.

  • Objetividad, visión fresca y sin estar condicionado por el entorno y actuaciones pasadas.

  • Responsabilidad. La función no es sólo consultiva, adquiriendo la responsabilidad de gestionar el departamento o proyecto.

  • Compromiso. El éxito en los proyectos acometidos son referencia y garantía para nuevos clientes.

  • Integración: El I.M. no supone una amenaza para la posición del resto de directivos, al no ser definitiva su presencia, con desvinculación automática y sin costes asociados (indemnizaciones).